Noticias

A través de nuestra sede en el país luso, anunciamos que los nuevos proyectos fotovoltaicos en Portugal ya están en fase de desarrollo.

 

Hace unos días hablábamos de nuestros nuevos proyectos fotovoltaicos en Portugal. A través de la participación en una licitación pública, conseguimos el récord mundial en términos de €/MWh ofertados. Esto nos llevó a ganar la ejecución de nuevos proyectos fotovoltaicos en Portugal. Anteriormente, nuestra sede Enerland Portugal ya había ganado otra licitación. En este caso para la ejecución de un proyecto en 2019. Así que que estamos encantados de llevar a cabo nuevos proyectos fotovoltaicos en el país.

Los contratos de ambos parques fotovoltaicos, fueron firmados bajo la modalidad CfD* o Contrato por diferencia.

El primer proyecto desarrollado conectará a la red eléctrica una potencia de 19MWp. Del mismo modo, producirá una energía media anual de 35.150 MWh. Esto equivale a la energía necesaria para el abastecimiento eléctrico de aproximadamente 11.700 hogares. Para finales del 2022 se espera finalizar la ejecución de este primer parque fotovoltaico.

Atendiendo al segundo proyecto, es ligeramente más pequeño. En este caso, generará una potencia de 13MWp.

 

Por qué Portugal

Portugal es uno de los países europeos con mayor potencial en cuanto a generación de energía renovable. En concreto, por su posición geográfica, destaca en cuanto a generación de energía fotovoltaica. Al igual que otros países del sur de Europa, recibe gran radiación solar a lo largo del año. Esto permite que el desarrollo de este tipo de energías no solo favorezca la conservación del planeta. También facilita el acceso a la electricidad y permite afrontar el aumento en la demanda energética.

Por otra parte, la generación de energía de este proyecto, evitará la emisión de más de 12.000 toneladas de CO2 a la atmósfera. De esta forma, por un lado, se reducirá el impacto negativo sobre el planeta mientras que por otro, promoverá la consecución de objetivos establecidos para 2030 por la ONU.

*CFD hace referencia a Contratos por Diferencia. En este tipo de contratos comprador y vendedor estipulan un precio para la energía renovable. Posteriormente, se ajustan las diferencias con el precio real en el mercado mayorista.